Canal la cocina del tiempo

Ya no hay crisis. ¡Reacciona!, sino…bye bye

Cuando percibo que comienza a existir un clima de confianza en la recuperación, me acuerdo que hace 4 años – a finales del 2007 – comenzaba los primeros indicios de una crisis global que estallaba a lo largo del 2008 y se ha mantenido superando sus expectativas día tras día.

Bicicleta, la maquina del tiempo.es

Bicicleta

En España, a mediados del 2008, a un Pedro Solbes angustiado se le escapaba que estábamos en crisis y su jefe le corregía diciendo que España lo que tenia era una desaceleración fuerte de la economía, cierto es que desde entonces nos hemos  acostumbrado a  la política de la corrección de impresiones – el si, pero no y en otro contexto – hasta que, allá por mayo del 2010,  alguien le dio una leche a Zapatero y lo puso en su sitio.

Pero hablar de aquellos ya no sirve para nada, ahora las economías más fuertes parecen alejarse de la crisis, los indicadores de actividad en la mayoría de las economías nos indican que podríamos no estar lejos, al fin, del tortuoso camino y auguran un escenario diferente al pasado, y yo me planteo cómo seremos después de esta crisis, cómo serán nuestras profesiones, cómo serán nuestras empresas y cómo reforzaremos nuestro sistema financiero?

Voy a pensar en alto sobre las cuatro situaciones que he planteado de atrás adelante, en función de mi capacidad de decidir sobre ellas.

Ø  ¿Cómo reforzaremos el sistema financiero?, Pues no tengo ni idea, obviamente parece lógico que se endurecerán los coeficientes y las medidas de control serán, al menos, rigurosas.

Ø  ¿Cómo serán nuestras empresas?, nuestras empresas SERAN, y quiero decir, que existirán y se mantendrán, sí en estos años hemos pensando en el día después.

Una  empresa inmersa en una crisis o un problema siempre tiene solución (muchas veces esa solución es el concurso ya que no hay viabilidad, pero es al fin y al cabo una solución ante la posible o imposible continuidad), pero la peor solución es siempre “remar sin saber dónde está la costa”.

Sin embargo, el mayor problema es saber cómo voy a continuar, en un escenario de crisis, … o de competencia – me da igual –  ¿Cómo vamos a ser más competitivos?, ¿Cuál es ahora nuestro mercado?, ¿Que hacen nuestros competidores?, ¿Cómo debo tener mi empresa lista para el pistoletazo de salida?, ¿voy a seguir obcecándome en un modelo que lleva años sujetándose con alfileres? ¡Reacciona!, sino…bye bye.

Ø  ¿Cómo serán nuestras profesiones?, En mi caso lo tengo claro, no tengo la mayor idea como será mi profesión, lo que si tengo claro que me tengo que adaptar a las nuevas circunstancias, es ahora cuando más flexible me estoy mostrando desde que comencé mi trayectoria profesional, esto no significa suicidarme en mi profesión.

Innovacion, la maquina del tiempo.es

Innovacion

La polivalencia, la implicación, la constancia y el ingenio deben agudizarse más que nunca. El contacto con el entorno debe ser dogma de fe; observar, analizar y aprender es fundamental. Las cosas ya no son como antes, incluso me atrevo a decir que la formación basada en casos – relativamente – antiguos forma parte de la historia, si de la historia de la economía y de la empresa, ahora nos encontramos casi todos en el mismo sitio.

Ø  ¿Cómo seré, después de esta crisis?, Las cosas nunca volverán a ser como antes, ahora hay un componente de miedo/desconfianza que antes apenas existía. Realmente yo creo que más que el fin de una crisis lo que estamos abordando es el principio de un cambio, un cambio en la sociedad, en las personas, en las empresas, lo que nos ha ocurrido ha trascendido a lo económico y financiero. El resultado no lo veo predecible por ahora.

Cuando comencé a escribir decía que se percibían los indicios del final de la crisis, pero pienso que lo peor de la crisis ya ha pasado, que lo que nos está ocurriendo ahora es un proceso de adaptación a un nuevo escenario. Muchas personas y empresas no terminan de salir de la crisis porque están esperando volver a una situación como la que antes teníamos, ¡pero eso no va a ocurrir!, nuestra situación es otra; ahora para ganar hay que trabajar y trabajar muy duro, las rentabilidades anteriores no van a volver a llegar, y son  estas personas y empresas, las que siguen pensando en crisis, las que nunca van a salir de ella.

Soledad, la maquina del tiempo.es

Soledad

Share

Comments are closed.